¿Por qué la Fed continúa sin comprender la economía?

Al prolongar aún más su política de tasas bajas, el banco central estadounidense sigue dañando a la primera economía mundial. Por Steve ForbesEl anuncio de la Reserva Federal de Estados Unidos de que seguirá suprimiendo las tasas de interés perjudicará a la economía. No saldremos de la dinámica en que estamos, lo cual es, sin incertidumbre, una mala noticia para nosotros y para el resto del mundo.He aquí por qué:Para que los mercados funcionen es necesaria la fijación de costos exacta. Casi todo el mundo sabe que los controles de costos perjudican la producción de bienes y servicios. El control de renta, por ejemplo, puede ser una bendición para aquellos que tienen departamentos con costos por debajo del mercado, pero esas limitaciones al alquiler tienen un impacto negativo en la construcción de nuevas unidades de alquiler. Después de todo, ¿quién quiere construir para perder dinero?El mismo principio aplica en los mercados de crédito. Bajo la política de tipos de interés cero de la Reserva Federal , los bancos no podían saber el precio real que debían cobrar por los préstamos, así que han prestado menos a las pequeñas empresas y startups que tradicionalmente los habrían recibido. Los consumidores también han sufrido: cuando han prolongado créditos, las condiciones son endurecidas considerablemente.Lo que también ha elevado la barrera crediticia para pequeñas y nuevas empresas fue el feroz régimen regulatorio, sobre todo el anteproyecto Dodd-Frank, que se ha impuesto después del pánico de 2008. Los auditores empezaron a peinar minuciosamente la documentación de los préstamos, y al igual que las aseguradoras de salud con las facturas de hospital, han cuestionado y han adivinado las determinaciones de los oficiales de crédito. Todo esto volvió los préstamos más caros y más escasos a las mismas entidades que usualmente son las principales creadoras de trabajo, uno de los principales motores de la economía.El rígido entorno regulatorio tan querido por la Fed afectó de manera desproporcionada a los bancos más pequeños, que en el pasado también han sido una gran fuente de crédito para las pequeñas empresas. Todo esto ha sido reforzado mediante el pago de interés de la Fed sobre las reservas bancarias: los bancos han sido capaces de pagar sus ganancias casi sin complicaciones.Ésa fue una forma de lo que se ha convertido en el sistema de la Reserva Federal de asignación de créditos: negar crédito o lo que es menos disponible para ciertas clases de prestatarios.La otra parte de esta asignación canalizó crédito a prestatarios preferidos, en este caso el gobierno federal y Fannie Mae y Freddie Mac . Otros beneficiarios obvios fueron las grandes corporaciones. Las grandes empresas son observadas como conjunto, como mucho, mucho menos riesgosas que, por ejemplo, un minorista local. Por consiguiente, las entidades grandes han tenido acceso fácil al dinero en el mundo de la Reserva Federal.Han sucedido dos cosas indeseables: las grandes empresas prestaron más de lo que habrían hecho en un mercado de crédito que funcionase correctamente , y participaron en una considerable ingeniería financiera.Por ejemplo, ¿por qué Apple, con una reserva de efectivo mundial de 200,000 millones de dólares , sale a emitir 40,000 mdd en bonos? Pues porque puede. En un momento este gigante de la tecnología ha vendido bonos a 10 años que tenían un interés de 2.4%, y recompró sus acciones, que tenían una rentabilidad por dividendo de 2.8%.Ése ha sido un mal uso de 40,000 mdd, pero este tipo de mala asignación de crédito fue endémica en vista de las políticas que la Reserva Federal instituyó. Al empujar dinero al Tío Sam, las grandes empresas y los desastres patrocinados por el gobierno como Fannie y Freddie asesinan a una economía enérgica.La Reserva Federal cree que su política de tasas de interés cero estimula la economía, pero de hecho está haciendo lo inverso. Es el equivalente de un sangrado de un paciente anémico.Nuestro banco central puede mitigar su determinación de participar en más pactos de recompra contraria . Con los repos, la Fed toma prestado dinero de los fondos del mercado monetario y de Fannie Mae y Freddie Mac para financiar su cartera de bonos hinchada, por tanto, pidiendo menos a los bancos. Esto deja a los bancos más dinero para prestar. Como el destacado economista David Malpass ve con perspicacia: “No va a haber más efectivo o ‘dinero’ en el sector privado, sólo una disponibilidad diferente de dinero efectivo pasivo –más en los bancos, menos en fondos del mercado monetario, Fannie y Freddie–. Los bancos son más propensos a hacer préstamos a pequeñas empresas.”Pero no confíen en que la Fed va a hacer lo correcto aquí.En pocas palabras, si un producto no puede tener el costo correcto, obtienes menos de él, y tienes distorsiones en el funcionamiento de ese mercado. Por maldición, nuestro banco central continúa siendo obtuso e ignora esta verdad básica.

Aunque Goldman Sachs prevé que no va a haber desplazamiento en las tasas de interés sino hasta diciembre de este año, brinda un par de consejos para aquellos que busquen la mejor inversión para estos tiempos convulsos. En caso de que el banco central estadounidense elevare su tasa de interés de alusión, por Steve SchaeferAquellos que continúan de cerca las determinaciones de la Reserva Federal están divididos sobre cuando se reúna del 16 al 17 de septiembre, pero sin importar si el alza llega tarde o temprano, Goldman Sachs piensa que las acciones de alta calidad van a ganar tracción a expensas de empresas con una cantidad considerable de deuda a tasa flotante.En una nota a sus a clientes, el equipo de investigación de estrategia de cartera de Goldman mencionó que las acciones con balances sólidos han tenido un rendimiento superior durante las alzas en tasas de la Fed en 1994, 1999 y 2004. El equipo de Goldman, liderado por jefe de estrategia de renta variable estadounidense, David Kostin, argumenta que mientras que las acciones cíclicas tienden a superar a los sectores defensivos en los seis meses siguientes al alza de tasas, en las estructuras de capital de la compañía [una métrica infravalorada, alza de tasas] puede ser encontrada.Goldman menciona: “Esperamos que el impacto inmediato va a llegar a las acciones con una alta proporción de deuda a tasa variable, cuando el ciclo de ajuste empiece”. Estas acciones estuvieron por debajo del S&P 500 desde que el índice de condiciones financieras de Goldman empezó a subir hace un año, y un alto porcentaje de deuda a tasa variable no corresponden necesariamente con los balances débiles en general.“La falta de una relación clara significa que los inversionistas que buscan acciones con un balance débil corren el peligro de pasar por alto a las empresas con alto nivel de deuda variable en momentos en los que nos aproximamos al alza de tasas de la Fed”, según Goldman.La lista de acciones con el mayor porcentaje de deuda a tasa variable está llena empresas que tambalearonse durante los altibajos del mercado en las últimas semanas. Mientras que IBM cayó 12, apple perdió 10% en el tercer trimestre %, por ejemplo.Aún así, hay puntos donde los niveles de deuda variable más altos que el promedio y las calificaciones de venta de los analistas de Goldman son conectados, incluyendo Colgate-Palmolive , Rockwell Collins y Johnson & Johnson .En el otro lado de la balanza, la canasta de alta calidad de Goldman incluye nombres como Priceline, Biogen Idec, Google y Chipotle Mexican Grill. Apple también surge en ambas listas de la empresa, lo que ejemplifica el riesgo de respaldarse en una sola métrica para conformar una cartera de inversión.Desde el punto de visión de Goldman, los inversionistas que tratan de poner en juego las estrategias diseñadas para beneficiarse de un ciclo de endurecimiento de la Fed aún tienen tiempo. Goldman no cree que en la reunión de septiembre la Fed va a hacer algún desplazamiento a la tasa, pues piensa que éste va a llegar hasta diciembre.En la estimación de Goldman, el mercado ya ha “hecho mucho del trabajo sucio de la Fed”, con la reciente corrección del mercado alcista de años de duración que suministra un freno necesario al entusiasmo y deja espacio al banco central para mantenerse a distancia de las alzas en las tasas que desafíen el crecimiento.El comité monetario de la Reserva Federal de Estados Unidos ha iniciado este miercoles una reunión de dos días en la que va a discutir el primer incremento de las tasas de interés en casi 10 años.

Otras fuentes combinadas en esta noticia:

  • Estas acciones sobrevivirán el alza de tasas de la Fed
  • EEUU: comité monetario de la Fed inicia crucial reunión
  • Inflación baja en EU complica decisión de la Fed
  • Comunicación clara, ¿el mayor problema de la Fed?
  • Incertidumbre económica por indecisión de la Fed