Por: SentiLecto

Foto: Wikipedia – Daddy Yankee, Con Calma Tour 2019

Las canciones de amor en la música de Latinoamérica, hasta no hace mucho -y parafraseando el título de la segunda novela del escritor Óscar Hijuelos- las tocaban los reyes del mambo. Pero desde hace un tiempo, el gran romántico del Caribe ya no compone sus himnos tristes de despecho sobre los ritmos de la salsa o el son, sino montados encima de la base electrónica irregular del dembow -el soporte rítmico del reguetón desde finales de los años 80 hasta hoy- y con ese timbre robótico en la voz que contribuye el AutoTune. Lo que para otras generaciones han sido Antonio Machín o Julio Iglesias, cronistas irrepetibles de las lesiones del corazón para todos los públicos, hoy lo es Benito Antonio Martínez, el hombre también conocido como Bad Bunny.

La mayor estrella de Latinoamérica del momento es un estajanovista de la música urbana. Hace 2 años, cuando se ha descolgado con dos álbumes desbordantes de color, como ya hiciese – X 100pre y Oasis – el conejito también cierra 2020 con una dupla de discos con los que multiplicó su impacto en el mercado planetario, cada vez más receptivo – por si ya no lo fuese suficiente – a la inmaterialidad e instantaneidad del streaming, y que reúnen cameos que caracterizan el quién es quién del urban latinoamericano en esta decenio.

La superestrella del reggaeton tenía programado interpretar su éxito «Dákiti» con Jhay Cortez en vivo por primera vez en los AMA del domingo.

En su primer título del año, YHLQMDLG , entre llanto y fiesta asomaban Anuel, Daddy Yankee y Ñengo Flow; en el segundo, El último tour del mundo, enfatiza la presencia de Rosalía. Este disco complementario lo grabó durante el confinamiento. No ingresaba en sus estrategias, pues pensaba consagrar el verano a una gira que iba a traerle a España en julio, pero en algo tenía que usar el tiempo en la que, sin incertidumbre, está siendo su mejor temporada.

Ramón Luis Ayala Rodríguez,[10]​ más conocido como Daddy Yankee, es un cantante locutor de radio[11]​ y empresario de Puerto Rico. Un cantante es actor.

Bad Bunny generó un alto consenso como una figura crucial del nuevo pop de Latinoamérica de alcance mundial. Es un personaje central, pues pone en contacto la música puertorriqueña con la escena trap del sur de Estados Unidos, pero sobre todo marca un perfil único con sus letras sentimentales de bolerista posmoderno, un romántico enfermizo que se ha adaptado como un guante al mundo loco de la globalización y la tecnología que tanto afecta a nuestras emociones y nuestra forma de relacionarnos. Sus versos de costumbrismo erótico, que retratan con ingenio la fragilidad masculina, montados sobre el trotoneo de una caja de ritmos 808, son todo un descubrimiento, carne de meme y tuit.

Valga como ejemplo la letra de Si observo a tu madre: «Aunque mencione lo opuesto, baby, yo te quiero / llevo seis meses solitario, pero / hoy he salido con los muchachos a tomar / y mencioné que de ti no iba a hablar / Son las cinco, ya va a amanecer / Si no prenden la llamaré».

Son palabras que ejemplifican situaciones con las que cualquier persona desesperanzada, ese que solicita una ocasión de redención en el amor para no sumergirse, podría identificarse perfectamente. ¿Qué pasó con Bad Bunny, que se desmarca a veces con el arrepentimiento sentimental de un chico soja, como una versión caribeña de Drake o The Weeknd, en los últimos dos años ? Básicamente, que cuando comenzó con sus primeros singles con 22 años en la escena reguetón puertorriqueña, del anonimato del debutante se ha aumentado a la cúspide de la fama universal gracias a un estilo propio, tan extravagante como adictivo -sólo tiene que dejar que el oído poco entrenado se acostumbre- y en el que nada es lo que parece. Así, si el pop del momento demanda fiesta, inmediatez y frivolidad, él se fustiga en largas estrofas de fervor desesperado como las del single Amorfoda.

Pero, al mismo tiempo, hace todo lo contrario: atemoriza los males con bases explosivas que sirven tanto para el perreo rico en cebolleta como a la coreografía vanidosa para TikTok, fogonazos coloristas de dos minutos transformados en pop con la duración perfecta para Spotify y un gran atractivo para el mercado de Estados Unidos, una circunstancia que, agregado al aumento de público en todo el mundo que terminó admitiendo la música en español, multiplicaron sus posibilidades de proyección. En un mundo global, pocos artistas hay más globales que Bad Bunny.

Hace 9 meses, la llegada de YHLQMDLG ha sido a finales, un momento que resultó ser inoportuno para atravesar se el planeta en una gira, pero que resultó ideal para hacer de él una diversión masiva en tiempos de reclusión y discotecas cerradas, lo que le hizo ganar enteros entre muchos post-adolescentes huérfanos de frotamientos y de millennials deseosos de no perder el ferrocarril de la adolescencia.

Lo mejor de Bad Bunny es que, con dos frases, puede uno venirse arriba con sus pequeñas dosis de canalleo e insinuación sexual: «Hoy se toma, hoy se gasta, hoy se fuma como un si Dios lo permite, rastafari», menciona en Safaera, la canción que es ya un himno del despendole y una versión lejana de Get Ur Freak On de Missy Elliott. Su éxito tiene cifras astronómicas: acopia más de 400 millones de reproducciones en Spotify y más de 270 millones en YouTube. Es la tarjeta de visita de su doble virtud artística: imaginación en las formas y ciclotimia en las emociones.

El anuncio de El último tour del mundo incluye un tono más que habla de su hiperactividad prolífica, pues técnicamente es el tercero de este año, ya que también surgió en verano Las que no iban a salir, una selección de descartes de YHLQMDLG que le permitió seguir haciendo ruido con ganas de fiesta en el año más solitario en la era cristiana.

El aviso en vídeo de la publicación inmediata del nuevo disco, a través de las redes sociales del artista, ha acopiado en menos de 12 horas más de seis millones de reproducciones en Instagram, así como tres trending topics en Twitter en el que seguramente ha sido el peor día del siglo para pretender hacer ruido en las redes. Pero Bad Bunny es capaz de contraprogramar hasta la muerte de Maradona y abrirse paso entre la maraña de quejas de internet para hacer del lanzamiento de un disco, también, un enorme suceso de un 25 de noviembre histórico.

También utilizó el evento para estrenar un nuevo comercial de Flamin ‘Hot Crunchy Cheetos en honor a su asociación con la compañía para la campaña «Deja Tu Huella».

Mientras el mundo espera a observar qué, así pasa con su futuro, el conejito malo se consolida como el artista bueno de su ramo, y si va a haber, deja la incógnita flotando sobre, o no va a haber, gira mundial el año que viene. Más vale que la haya, para que no se deba repetir esa frase de un vídeo de Pantomima Full -«me apetecía mucho Bad Bunny, tío, me jode mucho no observarlo»- que sintetizaría la frustración del festivalero medio. Bad Bunny está en ese momento -lo que los británicos llaman ‘la etapa imperial’- en el que todo lo que toca se convierte en oro, mientras tanto, habiendo reunido bajo su aura al ala flexible del urban americano, al público del pop generalista, a los ultras del reguetón y a unos cuantos hipsters.

Fuente: El Mundo

Sentiment score: NEUTRAL

Countries: United States, Spain, Puerto Rico

Cities: Puerto Rico

La historia de esta noticia a partir de noticias previas:
>El último tour del mundo es publicado entre chismes de retirada El es tercer disco de Bad Bunny en 2020.
>>>>>Bad Bunny dio positivo por covid-19 y tuvo que cancelar su presentación en los American Music Awards – November 24, 2020 (EntretenimientoBit)
>>>>>>>>>Acusan a Jennifer Lopez de copiar a Beyoncé en los American Music Awards – November 23, 2020 (CNN en español)

Entidades mas mencionadas en la noticia:

Id Entity Positive Negative Named-Entity Total occurrences Occurrences (appearances)
1 yo 0 15 NONE 10 me: 2, yo: 1, (tacit) yo: 7
2 Bunny Bad 40 30 PERSON 8 Bad_Bunny: 7, (tacit) él/ella (referent: Bad_Bunny): 1
3 la incógnita 60 0 NONE 4 la (referent: la incógnita): 1, (tacit) él/ella (referent: la incógnita): 3
4 mundo 0 0 NONE 4 el mundo: 1, un mundo global: 1, todo el mundo: 2
5 romántico 120 117 NONE 3 un romántico enfermizo: 3
6 Baby 60 0 ORGANIZATION 3 Baby: 1, (tacit) él/ella (referent: Baby): 2
7 Daddy Yankee 0 0 PERSON 3 (tacit) él/ella (referent: Daddy_Yankee): 1, Daddy_Yankee: 1, lo (referent: Daddy_Yankee): 1
8 tío 0 170 NONE 2 tío: 2
9 aviso 40 160 NONE 2 El aviso: 2
10 conejito 8 100 NONE 2 el conejito: 1, el conejito malo: 1