Por: SentiLecto

Foto: Wikipedia – Karlsruhe bundesverfassungsgericht

El «trato de la pinza en la nariz». Así es como ya se conoce al acuerdo sellado entre el Gobierno y el PP para renovar el Tribunal Constitucional y que incluye el nombramiento de Enrique Arnaldo, propuesto por el PP y admitido por el PSOE y Unidas Podemos, y protagonista de varias irregularidades destapadas por los medios de comunicación. Esta situación ha causado que diputados socialistas y morados no sólo recelen, sino que critiquen públicamente que Arnaldo vaya a contar con los votos de sus partidos.

Esta circunstancia, la del patente malestar interno en el PSOE y Unidas Podemos, causa preocupación en los partidos del Gobierno. No tanto porque esté en amenaza la votación, pues si 36 o más diputados del PSOE y Unidas Podemos lo hacen, desde ambos partidos ni siquiera ven que 36 diputados de ambas formaciones quiebren la disciplina y elijan en en contra de -sólo pondrían en amenaza el trato- sino porque el suceso de que haya díscolos -y sí se asume que puede haberlos- traslada una imagen de separación y censura a un candidato al que el Gobierno ha dado su luz verde. Quebrar la unidad de voto trasladaría una imagen de separación que emborronaría el ya de por sí criticado trato.

Desde los partidos del Gobierno, donde no se descartan versos sueltos aceptan: «El voto es de los diputados y es secreto». Es más, secreto Es más, se aunque los mensajes internos son consolidados para cumplir con lo ordenado. acepta: «Puede haberlos». aunque los mensajes internos son consolidados para cumplir con lo ordenado. Diputados como Odón Elorza, Jaume Asens, Gloria Elizo o Meri Pita, que hablaron de elegir «con una pinza en la nariz», pusieron en cuestión públicamente, por medio de declaraciones y escritos, el suceso de que sus partidos vayan a avalar a Arnaldo.

Hasta el propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se observó obligado a aceptar este miércoles que no le «gustan algunos de los candidatos que propuso el PP para el Tribunal Constitucional» y ha hecho un llamamiento velado al PSOE y a Unidas Podemos para cumplir la disciplina de voto, lo que da cuenta de la preocupación: «El deber del Gobierno es salvar el acuerdo para renovar los órganos constitucionales y permitir su desbloqueo».

«Somos un partido responsable y respetuoso. Respetamos los acuerdos y somos responsables para ejercer la disciplina del grupo cuando el voto es acordado por parte de la dirección que debemos emitir», ha sido la llamada al orden de Felipe Sicilia, portavoz del PSOE.

El voto de los diputados para refrendar a los cuatro candidatos al Tribunal Constitucional acordados por Gobierno y el PP -Enrique Arnaldo, Concepción Espejel, Inmaculada Montalbán y Ramón Sáez- es secreto y telemático. Cada candidato necesita 210 votos de los 350 que componen el Congreso. El PSOE, el PP-UPN y Unidas Podemos se van hasta los 245 votos.

«Está en sus manos impedir que el próximo jueves un atropello sea cometido en el Congreso con el beneplácito de quienes exactamente tenemos que velar por su buen nombre -termina Bal en su carta-. Está en sus manos que impidamos con nuestro voto dar carta de naturaleza a que los apaños políticos sigan determinando el funcionamiento institucional. Estemos a la altura».

El jueves 21 de octubre fumata blanca entre el PSOE y el PP para renovar los órganos constitucionales. Los dos principales partidos se pusieron de acuerdo en las designaciones del Tribunal Constitucional, el Defensor del Pueblo, la Agencia de Protección de Datos y el Tribunal de Cuentas.

En el Gobierno justifican su postura de avalar a Arnaldo amparándose en que ellos no podían ser los que vetasen o bloquearan el trato. La necesidad que tiene el Ejecutivo de abordar la renovación del Poder Judicial les lleva a «tragarse este sapo».

Fuentes gubernamentales, que rechazan que toda la controversia les pase factura aceptan: «Hacer esto era el mal menor». Esgrimen que lo relevante era cerrar un trato con el PP y que se ha priorizado eso a los nombres propuestos, dándose libertad socialistas y populares para poner sobre la mesa a sus candidatos, sin vetos por la otra parte.

Según denuncia, socialistas y ‘populares’ no sólo han actuado «de espaldas» al Parlamento, sino que adicionalmente han primado el criterio de «afinidad política» por encima de los de mérito y capacidad. , en referencia velada al candidato del PP al TC, Enrique Arnaldo menciona: «Una vulneración flagrante del espíritu constitucional y legislativo, que se puso todavía más de manifiesto con las recientes informaciones surgidas sobre uno de los candidatos en cuestión».

Pero vista la cascada de irregularidades conocidas de Arnaldo han pretendido levantar un cortafuegos: «El PSOE se hace cargo de las designaciones que propone, pero no de los que proponen otros grupos». Un mensaje confuso y contradictorio, porque ellos han firmado el trato y solicitan ratificarlo este jueves.

«Meterte en una gestión como ésta siempre es un peligro porque hay opciones de que te vaya mal, más aún estando el PP por medio. Pero en un asunto que supone contribuir al Estado, como es desbloquear institutos o terminar con la mayoría conservadora del Poder Judicial, no podemos estar fuera», razonan desde Unidas Podemos.

Fuente: El Mundo

Sentiment score: NEUTRAL

La historia de esta noticia a partir de noticias previas:
>Preocupación en el Gobierno ante el escape de votos en las designaciones del Tribunal Constitucional
>>>>>Ciudadanos invita a los grupos del Congreso a ‘boicotear’ el «apaño» para la renovación del TC o el Tribunal de Cuentas – November 08, 2021 (EuropaPress)

Entidades mas mencionadas en la noticia:

Id Entity Positive Negative Named-Entity Total occurrences Occurrences (appearances)
1 nosotros/nosotras 123 0 NONE 8 (tacit) nosotros/nosotras: 8
2 PP 20 0 ORGANIZATION 8 el PP: 6, (tacit) él/ella (referent: el PP): 2
3 PSOE 0 0 ORGANIZATION 5 el PSOE: 3, (tacit) él/ella (referent: El PSOE): 1, El PSOE: 1
4 Unidas Podemos 0 0 ORGANIZATION 4 Unidas_Podemos: 4
5 el Defensor_de_el_Pueblo la Agencia_de_Protección_de_Datos y el Tribunal_de_Cuentas 0 0 PERSON 4 ellos (referent: el Defensor_de_el_Pueblo la Agencia_de_Protección_de_Datos y el Tribunal_de_Cuentas): 2, (tacit) ellos/ellas (referent: el Defensor_de_el_Pueblo la Agencia_de_Protección_de_Datos y el Tribunal_de_Cuentas): 1, el Defensor_de_el_Pueblo la Agencia_de_Protección_de_Datos y el Tribunal_de_Cuentas: 1
6 el Gobierno 0 0 PERSON 4 el Gobierno: 4
7 voto 0 0 NONE 4 el voto: 2, nuestro voto: 1, El voto: 1
8 peligro 0 95 NONE 3 peligro: 2, un riesgo: 1
9 Diputados como Odón_Elorza Jaume_Asens Gloria_Elizo o Meri_Pita con una pinza en la nariz 0 0 PERSON 3 Diputados como Odón_Elorza Jaume_Asens Gloria_Elizo o Meri_Pita con una pinza en la nariz: 2, (tacit) ellos/ellas (referent: Diputados como Odón_Elorza Jaume_Asens Gloria_Elizo o Meri_Pita con una pinza en la nariz): 1
10 división 0 0 NONE 3 división: 3