Por: SentiLecto

La comunidad educativa está fraccionada sobre la posibilidad de abrir los colegios este verano para recobrar el tiempo perdido por la suspensión de las clases presenciales por el coronavirus. A un lado están los sindicatos de profesores, que se resisten. Al otro, una parte de los papás , que lo observa una ayuda a la conciliación. A este grupo se unieron los propios alumnos de Canae, una veintena de especialistas y una docena de asociaciones y ONG que este martes propagaron una carta favorecida por Save the Children y firmada por ex altos cargos tanto del PSOE como del PP en la que instan a la ministra Isabel Celaá y a las comunidades autónomas a aprovechar las vacaciones para atender sobre todo a los estudiantes rezagados y sin recursos.

También la diputada del PP Sandra Moneo defenderá este miércoles, durante el Pleno de control al Gobierno, la tesis de que tiene que abrir en verano los colegios para atender las necesidades de los estudiantes que no alcanzaron las competencias, según fuentes populares. Y Ciudadanos está igualmente a favor. Sorprendentemente, podría alcanzarse cierto consenso político en este asunto.

Pero los sindicatos alegan que el verano tiene que ser un tiempo de relajamiento tanto para los alumnos como para los profesores, sobre todo tras el confinamiento, y «tiene que priorizar el bienestar y el tiempo de descanso del alumnado, que en estos días, al lado del profesorado y a las familias, están sometidos a una presión increíble» . La propuesta de abrir en verano es, según Mario Gutiérrez «comprender los centros educativos como medios de conciliación y no como lo que son, centros de enseñanza».

Francisco García, al frente de la Federación de Enseñanza de CCOO opina: «En todo caso, no sería con personal laboral de los centros y no para dar clases lectivas, sino otro tipo de actividades». Coincide con él Nicolás Fernández, de Anpe, que tampoco está de acuerdo con prorrogar el curso salvo que se abran los centros por ayuntamientos y empresas «externas ajenas al profesorado» y que recuerda que en el mes de julio «los profesores deben hacer reuniones preparatorias del claustro y programaciones para el curso que viene». También argumentan «causas climatológicas»: las aulas de España no tienen aire preparado.

Aunque no está claro, a su vez, asimismo reclama adaptar el currículo para el próximo curso, de tal forma que «la sobrecarga de contenidos actual» se transforme en un nuevo programa de estudios más condensado y donde se priorice lo elemental que esta alteración pueda hacerse de forma urgente, sin haber modificado previamente la ley educativa, pues los cambios curriculares son un desarrollo reglamentario de esta regla.

«Hay modos para hacerlo, es probable vencer los impedimentos», objeta Álvaro Ferrer, de Save the Children. «Antes de que comience el calor, se pueden abrir los centros de 08.00 a 12.00 horas , o contratar a interinos o a otro personal o dar complementos a los profesores que se brinden. Abrir los colegios en verano, alegan los firmantes de la carta, puede servir para dar contenido educativo, pero también esparcimiento y una alimentación adecuada a quienes tienen menos recursos.

Por otra parte, los firmantes instan a tomar todas estas medidas para que el Covid-19 «no marque educativamente a una generación». Exponen que el sistema educativo «no estaba preparado para dar el salto a la educación a distancia» y previenen que «muchas familias no tienen los artefactos necesarios ni las destrezas y el nivel cultural para acompañar a los nenes y nenas en un aprendizaje mucho más autónomo».

La medida, en realidad, no es nueva. Detrás del éxito de Castilla y León en PISA está la apertura de colegios en julio para los estudiantes de 15 años. También en Andalucía se ha puesto en marcha el verano pasado un programa de refuerzo escolar. Cataluña es otro lugar que tiene tradición de abrir los colegios en horarios extraescolares con programas que se impulsan desde los ayuntamientos.

Actividades de carácter educativo se vienen realizando desde hace años. En la mayoría de las CCAA los gobiernos municipales planean campamentos de verano, actividades deportivas o talleres de lenguas en los colegios, pero se limitan las plazas y buena parte de las familias se queda fuera de los sorteos.

El ex secretario de Universidades_de_el_PP_Jorge_Sainz , firmante de la carta, 100 millones de euros, alrededor de 100 euros por estudiante. estima: «Abrir los centros en julio para un 30% de los estudiantes de Primaria y ESO costaría respecto de los». 100 millones de euros, alrededor de 100 euros por estudiante. Por lo tanto, el 0,19% de todo el gasto global en educación y el 3,9% de la cuantía vista en los Presupuestos Generales del Estado de 2019.

Fuente: El Mundo

Sentiment score: SLIGHTLY POSITIVE

Countries: Spain, Italy

Cities: Pisa, Leon

La historia de esta noticia a partir de noticias previas:
>Separación en la escuela sobre si tiene que abrir en verano para recobrar las clases perdidas
>>>>>Padres, profesores y alumnos pide al Gobierno y a las CCAA que abran los colegios en verano – April 14, 2020 (El Mundo)

Entidades mas mencionadas en la noticia:

Id Entity Positive Negative Named-Entity Total occurrences Occurrences (appearances)
1 los propios estudiantes de Canae una veintena de expertos y una_docena de asociaciones 60 0 PLACE 3 los propios estudiantes de Canae una veintena de expertos y una_docena de asociaciones: 1, (tacit) ellos/ellas (referent: los propios estudiantes de Canae una veintena de expertos y una_docena de asociaciones): 2
2 profesores 24 0 NONE 3 profesores: 1, los profesores: 2
3 centros 0 0 NONE 3 los centros de 08.00: 1, los centros: 2
4 verano 0 0 NONE 3 el verano: 1, el verano pasado: 1, verano: 1
5 Children 0 40 PERSON 2 the Children: 2
6 forma 0 20 NONE 2 tal forma: 1, forma urgente: 1
7 familias 0 15 NONE 2 las familias: 1, muchas familias: 1
8 carta 20 0 NONE 2 una carta promovida: 1, la carta: 1
9 Anpe 0 0 PLACE 2 Anpe: 2
10 Francisco García 0 0 PERSON 2 Francisco_García: 1, él (referent: Francisco_García): 1