RogerFedererwinstheUSOpen2008.jpg

La reinvención de Federer para su robo a la novena corona en Wimbledon

Por: SentiLecto

Foto: Wikipedia – Roger Federer wins the US Open 2008

Un enorme Roger Federer, que con 20 majors, dispone de la ocasión de abrir nuevamente brecha en cuanto a Nadal, que tras ganar su duodécimo título en París estrechó más que nunca las distancias, al ubicarse con 18, ha puesto fin a la presencia de España en Wimbledon al vencer a Rafael Nadal en su primera confrontación en el torneo desde la inolvidable final de 2008. Va a ser el suizo quien dispute mañana el título en contra de Novak Djokovic, que se ha sacado de encima a Roberto Bautista en la primera semifinal. El triunfo de Federer tiene un significado enorme, al producirse ante el adversario que se convirtió en su verdadero azote durante muchos momentos de su carrera y le había vuelto a vencer hace poco más de un mes en la misma ronda de Roland Garros.

Con la última bola errada por Sam Querrey se ha consumado una jornada histórica para el tenis de Españade España, que va a tener por primera vez dos hombres semifinalistas en Wimbledon. Rafael Nadal, que ha vencido al de Estados Unidos por 7-5, 6-2 y 6-2, y Roberto Bautista, que venció a Guido Pella por 7-5, 4-6, 6-3 y 6-3, van a estar el viernes en la penúltima ronda del Grand Slam de la hierba. Hace 53 años, Manolo Santana ha abierto la puerta, pero han debido pasar 42 años para que Nadal siguiera sus pasos en el cuadro masculino, sin olvidar la brillante victoria de Conchita Martínez ante Martina Navratilova en 1994. Un año después, la defensora del título y Arantxa Sánchez Vicario han alcanzado la penúltima ronda.

El jueves 20 de junio Rafael Nadal se sentía “con ilusión y ganas” de enfrentar el torneo de Wimbledon y aseguraba que jugar en hierba ” era la transición más radical en el tenis”. Nadal llegaba al tercer Grand Slam de la temporada, tras “dos meses durísimos en tierra”, había precisado. “Jugar en la hierba de Wimbledon después de haberlo hecho en tierra era la transición más radical que hay en el tenis, pero estoy contento de la adaptación a esa área que hice durante estos cuatro días en las pistas de Mallorca Open”, había informado Nadal en una rueda de prensa festejada en las instalaciones del Club de Tenis de Santa Ponça, sede del torneo internacional femenino de Baltimore.

Roger Federer es un tenista de Suiza,[12]​ vencedor hasta hoy de 20 títulos individuales en torneos del Grand Slam, el mayor número de toda la historia en tenis masculino y mantuvo el puesto número 1 en el ranking de la ATP por un tiempo récord de 310 semanas, 237 consecutivas.

Rafael Nadal Parera es un tenista profesional español que ocupa actualmente la segunda postura del ranking ATP. Se conoce a Rafael Nadal Parera es más conocido como Rafa Nadal.

Esta vez era él quien jugaba en casa, en el mismo escenario donde ha levantado ocho veces la vaso y donde también superó a Nadal en las finales de 2006 y 2007. La hierba es otra cosa, por mucho que se intente homologar al resto de la áreas y que tenistas ajenos a ella, con Nadal a la cabeza, hayan hecho gala de un magnífico procedimiento de adaptación.

Hay un discurso confluyente entre el suizo, que el 8 de agosto cumple 38 años, Djokovic, de 32, y Nadal, de 33, para informar su tenacidad en la élite. El español sobre él y su próximo adversario apuntaba: «Somos capaces de agregar cosas porque perdemos otras». «Y lo hacemos porque queremos el juego y tenemos una gran estima por este deporte. Yo debo sacar mejor porque he de correr menos. He de mejorar el resto y el slice. No puedo jugar 20 semanas al año y he de elegir mi almanaque. Se trata de un procedimiento de readaptación, de encontrar el modo de seguir entre los mejores». Los tres, de modo más o menos manifiesta, confluyen en la indispensable dedicación que pide mantener el liderazgo en el circuito.

Va a ser la trigesimoprimera final del Grand Slam para Federer, que se reengancha así a una disputa de la que había quedado al margen desde su triunfo en el Abierto de Australia de 2017. y con su próximo contrincante, que atesora 15. Con 37 años y 340 días, es el segundo jugador más veterano en llegar a una final del Grand Slam en la era profesional, después de Ken Rosewall, que lo ha hecho en dos oportunidades: en este torneo, en 1974, con 37 años y 340 días, y en el mismo año en el Abierto de Estados Unidos, con 39 años y 310 días.

Diez veces ganador en Halle, Federer ha impuesto las suposiciones del juego desde un primer set frenético, que acordó tras afinar en el desempate. Hace tiempo que ha dado con la tecla para neutralizar a Nadal en áreas rápidas, como demuestra el suceso de que le haya vencido en los últimos siete partidos sobre ellas. Tiene que irse a las semifinales de Australia de 2014 para encontrar el triunfo más reciente del zurdo fuera de la arcilla.

Nadal lo sabe. Ya no sustenta su juego exclusivamente en percutir con su drive sobre el revés a una mano de su oponente, sino que apuesta por buscar más la iniciativa. Son notables sus progresos. Saca y resta mucho mejor y maneja un revés plano que le permite otras alternativas en la construcción del juego. No es casual que haya alcanzado las semifinales los dos últimos años, como tampoco lo es que las haya perdido en contra de Djokovic y Federer, dos tenistas bien distintos, pero también de una naturaleza que poco tiene que ver con la suya.

Por otra parte, longevos, comprometidos con el juego y resilientes a la dificultad, que les condicionaron de distinto modo, renuevan ahora la pelea bajo los presupuestos de sus respectivas identidades, cambiadas dentro de ese armonioso contraste que dotó al duelo de un poder de fascinación incomparable.

Cuando se observó a un Federer bastante, llevado a un pedido mucho mayor que la soportada a lo largo del torneo, ante un hombre que maneja con primor los resortes de la área, no ha sabido rentabilizar el impulso tomado tras la conquista del segundo set tocado. Pronto de nuevo en desventaja en el tercero, le ha tocado ir a rebufo, padeció casi siempre al servicio y no ha estado cómodo en la devolución.

Querrey sólo había dado el servicio en una oportunidad antes del encuentro y casi recién entrado en la pisa 1 ha cedido su tesoro más preciado. Nadal ni es ni va a ser un consumado sacador, pero en su disciplinada aplicación camaleónica es muy capaz de obtener los réditos que pide esta área con el golpe de principio. Así lo viene haciendo desde el principio del torneo y así lo comprobó en un partido que demandaba poder resolutivo. El servicio le ha permitido escapar de la primera prisa, 4-3 arriba y ventaja del californiano, y mantenerse por delante en el marcador, así como esquivar, con dos aces, el peligro de asomarse a un desempate.

Federer ya no sangra tanto con su revés, que puede conectar en muchas oportunidades casi a bote pronto, sin ceder pista. Se habla mucho, y justo es hacerlo, del trabajo realizado por Nadal para ser aún más competitivo en todos los escenarios, pero el suizo también participa de un procedimiento de reinvención que le permitió mantener abierta la puja con dos hombres cinco años más jóvenes.

Como lo había hecho hasta llegar a unas semifinales donde eran numerosas las voces autorizadas que le proclamaban favorito, nada le ha funcionado a Nadal. Ha sido Federer quien ha escrito el guion del partido y quien ha sabido cuando hubo de fajarse en intercambios más largos, estar a las duras de los que quería, en particular durante un tercer set que resultó crucial.

Cuando Nadal gritó como tiene a gala, ejemplar de postura, no le tembló la mano en los angostos márgenes finales, dispuso de un balón de break que le hubiera permitido rescatar el saque perdido y resistió hasta cuatro match points. Cuando le ha tocado serlo, como un Novak Djokovic que no le ha perdido el rostro al partido ante Roberto Bautista, ejemplar en su primera semifinal de un torneo de esta categoría, ha sido aplicado y paciente.

Va a ser la segunda que dispute con Federer en este mismo escenario, donde le venció en cuatro sets en 2015. Bautista va a volver el lunes al puesto número 13 del ránking, que ya ha ocupado a finales de 2016. Realizó un torneo excelente, hasta transformarse en el invitado especial de unas semifinales copadas una vez más por los tres grandes e inagotables dominadores de la competición y se consolidó como uno de los adversarios a los que nadie quiere tener enfrente.

Fuente: El Mundo

Sentiment score: SLIGHTLY POSITIVE

Countries: United States, France

Cities: Paris

La historia de esta noticia a partir de noticias previas:
>La reinvención de Federer para su robo a la novena corona en Wimbledon
>>>>>Rafa Nadal – Roger Federer, el duelo de nunca acabar – (El Mundo)
>>>>>Nadal reduce a Querrey y buscará la final ante Federer – July 10, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>La pelota y la hierba: los cambios en Wimbledon que benefician a Rafa Nadal (y al resto de españoles) – July 08, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>>>>>Carla Suárez ya está en octavos de final de Wimbledon – July 06, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>>>>>Nadal somete a un mustio Tsonga y ya está en octavos – July 06, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>>>>>Joao Sousa, rival de Rafa Nadal: “Seguro que tendré al público en mi contra” – July 07, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>La satisfacción de Rafa Nadal: “He jugado unos partidos muy buenos” – July 08, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>Bautista contradice a Nadal: “La hierba está más lenta” – July 08, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>>>>>Bautista arrasa a Paire y ya está en cuartos; Carla Suárez y Verdasco se quedan en el camino – (El Mundo)
>>>>>Las horas previas al gran duelo: el aislamiento de Federer y la rutina de Nadal – July 12, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>Federer: “Lo sé todo de Rafa” – July 10, 2019 (El Mundo)
>>>>>>>>>>>>>Federer consigue su victoria 100 en Wimbledon antes de verse las caras con Nadal – (El Mundo)
>>>>>>>>>>>>>Los números ‘adolescentes’ de Djokovic, Nadal y Federer – (El Mundo)
>>>>>>>>>Toni Nadal: “La final de 2008 es el partido que he vivido con más nervios” – (El Mundo)

Entidades mas mencionadas en la noticia:

Id Entity Positive Negative Named-Entity Total occurrences Occurrences (appearances)
1 Rafael Nadal 184 45 PERSON 30 (tacit) él/ella (referent: Nadal ni ni): 6, Nadal: 7, (tacit) él/ella (referent: Nadal): 5, lo (referent: Nadal): 1, Rafa_Nadal: 1, él (referent: Rafael_Nadal_Parera): 2, Nadal ni ni: 1, Rafael_Nadal: 3, lo (referent: Nadal ni ni): 2, Rafael_Nadal_Parera (apposition: más conocido): 1, Nadal de 33 para explicar su tenacidad en la élite: 1
2 Roger Federer 44 50 PERSON 19 (tacit) él/ella (referent: Un colosal Roger_Federer): 2, Un colosal Roger_Federer: 1, Roger_Federer: 1, (tacit) él/ella (referent: Federer): 6, Federer: 8, un Federer: 1
3 nosotros/nosotras 80 20 NONE 5 (tacit) nosotros/nosotras: 5
4 tenis 0 0 NONE 5 el tenis: 2, tenis masculino: 1, el tenis español: 2
5 revés 0 80 NONE 4 un revés plano: 2, su revés: 2
6 Roberto 80 0 PERSON 4 Roberto_Bautista: 4
7 ocasiones 20 0 NONE 4 dos ocasiones: 1, la oportunidad: 1, muchas ocasiones: 1, una ocasión: 1
8 partido 0 0 NONE 4 un partido: 2, el partido: 2
9 suizo 0 0 NONE 4 el suizo: 4
10 yo 160 0 NONE 3 Yo: 1, (tacit) yo: 2