El drama de los ‘dreamers’ que estudian medicina y temen ser deportados

DonaldTrumpstarHollywoodWalkofFame.JPG

Foto: Wikipedia – Donald Trump star Hollywood Walk of Fame

Nota del editor: Jennifer Chang, que cuando ha recibido su carta de aceptación de la Escuela de Medicina de Yale, festejó, es un sobrenombre. CNN no revela el nombre real de la alumna por petición de ella pues tiene inquietudes sobre potenciales consecuencias legales que pueda tener al compartir su historia. Ella ha pensado que su sueño de volverse médico estaba finalmente a su alcance.

Pero ahora, esta alumna de medicina de 26 años no está tan segura de ello.

Chang tiene las calificaciones para volverse médico. Está comprometida a servir a los pacientes. Pero también es indocumentada.

“He llegado a Estados Unidos desde China; cuando tenía 5 años, mis papás me han traído ”, le mencionó al medio estadounidense CNN. “Ingresamos de modo ilegal e inclusive presentamos una aplicación para obtener la casa permanente. Pero han pasado más de 10 años para que llegase el rechazo final, y para entonces ya estimaba Estados Unidos como mi casa”.

A su vez, “Mi mayor miedo era que no quisieran conocerme más, pero son muy solidarios. Me quieren y los señor”.

Hace 13 días, ser inmigrante sin ciudadanía estadounidense de ahora en adelante implicaba interrogar se si hay al algo que pudiera hacer en sus antecedentes que un agente federal de inmigración acuerde detener lo y poner lo en procedimiento de deportación, el sábado 04 de marzo.

Como legiones de otros nenes que han llegado o están en esta nación de modo ilegal con sus papás, Chang ha recibido un aplazamiento temporal para ser deportada bajo el programa de acción diferido conocido como DACA. La iniciativa de la era Obama también le garantiza autorización de trabajo a los beneficiarios quienes pueden renovar su estatus cada dos años.

DACA ha preparado el terreno para que Chang pudiera alcanzar su meta de ser médico. Ahora ella es una de las cerca de 70 alumnas con estatus DACA estudian medicina en universidades de Estados Unidos, según la Asociación Estadounidenses de Colegios Médicos.

Pero Chang, como otros alumnos que han hablado con CNN, está inquietada de que la embestida del presidente de Estados Unidos Donald Trump en contra de los inmigrantes indocumentados afecte el programa y sus aspiraciones profesionales.

Si DACA se elimina, gloria Rincón, una beneficiaria de DACA y alumna de biología en el Richland College de Dallas, que acordó seguir la carrera de medicina al observar a su madre, también indocumentada, pelear en contra de un cáncer de seno menciona: “ y no se cambia con nada, deberé poner mi sueño en espera”.

Donald John Trump es un político, empresario y personalidad televisiva estadounidense.

Analizando los compromisos de Trump

El presidente Donald Trump ha prometido preservar las protecciones de los beneficiarios de DACA, que se llaman dreamers usualmente , como una alusión a la Ley de Educación de Menores Extranjeros —Dream Act en británico—. Los beneficiarios de DACA tendrían estatus permanente legal, si el Congreso lo aprueba.

Pero el presidente también condenó supuestos abusos del programa DACA, asegurando que miembros de bandas y traficantes de drogas son algunos de sus beneficiarios, aún cuando los presuntos criminales tienen el ingreso prohibido al programa.

Solo semanas después de su llegada a la Casa Blanca, Trump incrementó el poder de los funcionarios de inmigración para deportar a las personas y ha dejado claro que nadie que esté en la nación de modo ilegal está a salvo de ser deportado.

Para los alumnos indocumentados que quieren volverse doctoras, el estatus DACA es clave, menciona Greg Siskind, un letrado de inmigración, del International Medical Graduate Taskforce.

Siskind menciona: “Las tarjetas de empleo que reciben los beneficiarios de DACA no los limitan con respecto al tipo de trabajo que pueden hacer”. “Así que si alguien termina la escuela de medicina y se lo admite en un programa de residente, pueden seguir con su entrenamiento médico, recibir potencialmente una autorización para ejercer y practicar la medicina”.

Hasta el momento, ese lugar permanece inexplorado. Dado que DACA solo tiene cinco años, los alumnos de medicina con ese estatus están solo en su primer año de casa, menciona Matthew Shick, director de vínculos gubernamentales y asuntos normativos de la asociación de colegios doctoras.

“se modifica la autorización aún no de ninguna forma legalmente”, menciona y añade que en otros oficios el pedido de la ciudadanía para obtener la autorización ha sido declarado inconstitucional.

Carencia de doctoras

“En este momento, Estados Unidos tiene una carencia de doctoras y si tenemos personas capaces de afrontar esta crisis, sería necio y escogemos apartaros” menciona Siskind.

Un estudio dado a conocer esta semana vaticina un déficit de unos 105.000 galenos para 2030.

Él menciona: “Dejar que los beneficiarios de DACA ingresen en el campo médico es tanto servir a nuestros intereses nacionales como una cuestión de misericordia”.

Los alumnos con estatus DACA también son más propensos a ser bilingües, a tener diferentes diferentes antecedentes culturales y a desempeñarse en lugares con altas necesidades, añade Shick.

Pero tener el estatus DACA no significa que los doctores tengan un sendero fácil. Los alumnos indocumentados también tienen restricciones para entrar a préstamos estudiantiles y su acceso a préstamos estatales y financiación privada es irregular.

Aumento de alumnas de medicina

Los especialistas esperan que el número incremente, aunque el número de alumnas de medicina con estatus DACA aún es pequeño. Se aprobaron más de 1,5 millones de aplicaciones y renovaciones de DACA, desde que el programa comenzó en 2012. Solo ahora muchos de esos nenes están en sendero a entrar a la universidad.

Alma Reyes González es una beneficiaria de DACA que hace una doble titulación en biología y filosofía en la Universidad Estatal del Este de Connecticut. Ella ha trabajado en una planta procesadora de carnes para economizar para la universidad antes de obtener una beca de un programa llamado TheDream.US, que ayuda a los alumnos DACA a pagar sus estudios.

Ella espera estudiar medicina.

Alma Reyes González, en el centro, hace una doble titulación en biología y filosofía en laUniversidad Estatal del Este de Connecticut.

Reyes González al medio estadounidense CNN mencionó le: “Crecer en Estados Unidos ha representado muchos retos para mí como para muchos otros nenes indocumentados, como por ejemplo la barrera de la lengua y la falta de sentido de pertenencia”. “No obstante, la escuela se ha vuelto mi lugar seguro pese a los retos que afronto siendo una alumna indocumentada”.

Lucero Gil, otra beneficiaria de la beca, estudia biología y un premédico en el Lehman College de Nueva York.

Al medio estadounidense CNN mencionó le: “Soy la primera generación de mi familia en ir al colegio y quiero ser una pediatra algún día”.

Pese a su estatus legal, Yale le ha otorgado a Chang una beca para cubrir su matrícula y un préstamo para ayudarle a cubrir los gastos para vivir, menciona ella.

Lira mencionó: “Creo que es hora de que nos unamos, de presentar un frente fuerte, de pelear realmente por lo que queremos”.

Sin embargo, las inquietudes sobre cómo las políticas inmigratorias de la nación pueden afectar su carrera, perduran.

Ella menciona: “Para ser honesta, a partir de ahora estoy enfocándome en superar una dificultad al mismo tiempo y tratar de no inquietarme sobre el futuro dentro de unos años, especialmente ya que ahora todo está modificando incesantemente”.

Chang quería estudiar medicina a causa de que papá padece de una enfermedad crónica rigurosa y está en efecto incapacitado.

Añade: “A causa del estatus inmigratorio y la falta de dinero no ha podido tener un seguro médico y no pudo ser atendido por un médico para controlar sus síntomas”. “He crecido cuidándolo y observar por todo lo que pasó me inspiró a trabajar en el cuidado de la salud”.

Chang mencionó: “Estados Unidos tiene una gran carencia de doctoras, y los profesionales nacidos en esta nación no están satisfaciendo la demanda”. “Permitir que los inmigrantes indocumentados sigan con su formación académica va a ayudar a superar esta carencia, y va a mejorar directamente la salud y el bienestar de los ciudadanos estadounidenses actuales”.

Fuente: CNN en español

Sentiment score: SLIGHTLY POSITIVE

Countries: United States, China

Cities: New York, Dallas

La historia de esta noticia a partir de noticias previas:
>El drama de los ‘dreamers’ que estudian medicina y temen ser deportados
>>>>>Inmigrantes indocumentados salen de las sombras – (CNN en español)

Entidades mas mencionadas en la noticia:

Id Entity Positive Negative Named-Entity Total occurrences Occurrences (appearances)
1 yo 0 0 NONE 14 me: 4, Me: 1, mí: 1, (tacit) yo: 8
2 DACA 0 15 ORGANIZATION 11 ella (referent: DACA): 1, (tacit) él/ella (referent: DACA): 3, el estatus DACA: 1, estatus DACA: 3, DACA: 2, DACA solo: 1
3 Chang 2 15 PERSON 8 (tacit) él/ella (referent: Chang): 2, Chang: 6
4 nosotros/nosotras 0 0 NONE 7 (tacit) nosotros/nosotras: 6, nos: 1
5 Estados Unidos 15 30 ORGANIZATION 5 (tacit) él/ella (referent: Estados_Unidos): 1, Estados_Unidos: 4
6 estatus 62 0 NONE 5 ese estatus: 1, el estatus inmigratorio: 1, su estatus legal: 1, su estatus: 1, estatus permanente legal: 1
7 cnn 0 0 NONE 5 CNN: 5
8 Greg Siskind 0 0 PERSON 4 Siskind: 2, (tacit) él (referent: Siskind): 1, Greg_Siskind: 1
9 desafíos 90 60 NONE 3 los desafíos: 2, muchos desafíos: 1
10 estudiantes 0 50 NONE 3 Los estudiantes: 1, Los estudiantes indocumentados: 1, los estudiantes indocumentados: 1