Por: SentiLecto

Foto: Wikipedia – Kit shorts realmadrid2021h

Es en la ceniza, en la tierra quemada, donde se previene la devastación. Hace 9 años, que tenía que ser ha jugado el Trofeo Santiago Bernabéu frente al Galatasaray, el 24 de agosto de 2011 el Real Madrid aquella una noche de trago reposado y corte veraniego. Pelillos a la mar. Pero el torneo veraniego no ha servido esta vez para que el hincha fuera ilusionado con causas perdidas, o para recordar a viejos héroes. La atención fue centrada en dos lugares concretos del estadio. El primero, el costado del campo donde se ubicaban los integrantes de la peña La Clásica, quienes han desplegado una gran pancarta con el lema: «Mou, tu dedo nos señala el sendero». Había otras tantas telas distribuidas por la grada, pero ninguna con un mensaje tan evidente. La otra gran protesta ha sido el banquillo blanco. Allí ha quedado clavado Iker Casillas. Gesto de mármol. La imagen, en plena pachanga, no habría sido rara de no haber sido el único futbolista de campo que, aun estando en condiciones, no ha pisado un solo minuto el césped. Ha hecho 10 cambios Mourinho. Casillas los observó todos desde su asiento.

En el fondo, Iker es un tipo bilbaíno que acordó nacer en Madrid. Allí su nombre, allí su infancia vivida en el barrio de Zorroza mientras su papá cumplía servicio como Guardia Civil en el cuartel de La Salve, en años en los que hacerlo era adquirir boletos de muerte. Su leyenda también arrancaría allí, en la añorada ‘Catedral’. Illgner y Bizzarri lesionados y el nene de 18 años al ruedo. «He pensado, ¿qué hice? Le observaba tan pequeño y la portería tan grande», recordaba tiempo después Toshack, el entrenador de aquel Madrid. Un empate a dos y como recuerdo de bautizo su inútil estirada en un golazo de falta de Guerrero.

El viernes 17 de julio Iker Casillas volvería en los próximos meses al club de su vida. El Real Madrid abriría las puertas al que fuera su capitán y arquero más relevante de su historia. Después de una salida convulsa en 2015 y de apurar su carrera deportiva en el Oporto, el meta de Móstoles regresaría al Bernabéu con chaqueta y corbata. Su vuelta estaba encaminada, a falta de concretar su rol en el organigrama blanco, según ha comunicado el periódico Marca y confirmado EL MUNDO. En un comienzo, se incorporaría al panel de embajadores de la entidad.

Iker Casillas es un exfutbolista de Españade España que jugaba como arquero.

Hace 9 años, el fútbol de España ha alcanzado, probablemente, la cumbre de su humillación, justo una semana previamente el 17 de agosto de 2011. Ha sido el día en que el Barcelona ha jugado el partido de vuelta de la Supercopa de España frente al Real Madrid en el Camp Nou . Pero también el día en que los mismos actores, hasta la fecha demasiado inquietados en seguir las misas de sus capataces, casi siempre apoyados por sus respectivas trincheras mediáticas, han reparado en que el show ya nada tenía que ver con el deporte. Que aquello era denigrante. La imagen de José Mourinho metiendo el dedo en el ojo a Tito Vilanova, entonces asistente de Pep Guardiola y al que el portugués ridiculizaba con el seudónimo de «Pito», ha hecho desbordar el agua de un inodoro que ya no daba para más.

El Real Madrid Club de Fútbol, más conocido simplemente como Real Madrid, es una entidad polideportiva con sede en Madrid, España.

Ha sido Iker Casillas quien ha tomado la iniciativa. Hacía un año que España había conquistado el primer Mundial de su historia en Sudáfrica. Y tres desde que, al amparo de Luis Aragonés, la selección se había quitado de encima sus históricos complejos en la Eurocopa conquistada en Viena. Los que eran compañeros y amigos desde críos en las eternas concentraciones internacionales, habían terminado apuntándose a una guerra que, en realidad, no era la suya. Sino la de quienes peleaban por imponer un modelo futbolístico desde los banquillos. Un ideario con el que persistir. Pero también la guerra de todos aquellos frentes que han encontrado en el fútbol un altavoz con el que amplificar sus instintos más bajos.

«Aquello ha sido un delirio. Parecía que estuviésemos en medio de una guerra entre Cataluña y España. Empezó a salir ese madrididismo que a mí nunca me ha gustado. Yo soy madridista. Quiero que gane siempre el Real Madrid. Pero no quería llegar a esos extremos», Hace 2 años, le ha confesado Casillas a Jorge Valdano en una entrevista a beIN.

«En los clásicos con Mourinho no había rivalidad, había odio», evocó Iniesta.

Casillas ha llamado a Xavi Hernández. La charla ni siquiera ha llegado a los cinco minutos. Han tenido tiempo suficiente para insultarse. Para amontonar reproches por culpa de una serie de clásicos en los que han abundado las patadas, el trash talking de extrarradio y, sobre todo, la frustración. Pero también para tender un puente sobre el mismo averno. «La situación no era normal. Era ya lamentable. Se nos había ido de las manos», aceptaría por fin Casillas, en octubre de 2014, a Iñaki Gabilondo en Canal Plus.

Carles Puyol también ha recibido una llamada del capitán del Real Madrid. Y Vicente del Bosque, el seleccionador, ha hecho el resto a su modo. Con la cordura tenía que bastar.

«Pero yo no solicité perdón a Xavi. Para nada. Por mucho que hubiese quien quisiera vender que el capitán del Real Madrid se había bajado los pantalones. He llamado para mencionarle que esto nos iba a pasar factura». Casillas siempre ha tenido claro el argumento. No así Mourinho, pese a que el técnico portugués nunca le reprochase directamente que hubiera liderado el tratado de paz. «A mí él nunca me mencionó nada. «Mourinho se enojara por que hiciese aquella llamada», puedo asegurar No. Pero sí hay mucha gente que menciona que le fastidió».

Casillas, en cualquier caso, ha jugado toda aquella temporada 2011-2012. El Barcelona Pese a que el Real Madrid ha eliminado a él en cuartos de final de la Copa del Rey, y por el Bayern en las semifinales de la Champions, Mourinho logró lo que parecía imposible. Dejar en la cuneta al equipo de Guardiola y atrapar la Liga de los 100 puntos.

Hasta que ha llegado el día del sacrificio. Hace 8 años, Casillas ha sido suplente en La Rosaleda. El Real Madrid ha perdido en contra del Málaga con Antonio Adán bajo postes. Hacía 10 años y siete meses que no se quedaba fuera del once titular por determinación técnica. La confianza entre ambos bandos se había roto.

Hace 7 meses, en un partido de Copa en contra del Valencia en Mestalla, Arbeloa ha propinado una patada fortuita a Casillas que ha desembocado en una fractura en su mano izquierda, el 23 de enero. El parte médico ha sido devastador: dos meses de baja. «Había separación en el vestuario del Real Madrid respecto de la figura de Mourinho», aseguró Sara Seis días después, en una intervención en Televisa,. La periodista Sara Carbonero es pareja del arquero. Y la marimorena fue armada. Casillas no ha jugado un solo minuto más aquella temporada.

Traidor. Topo. Demandas en bares mediáticos nocturnos. Ruedas de prensa en las que se discutía su rendimiento en los entrenamientos. Inclusive la competencia extrema con Diego López, que también se tropezó de frente con un daño colateral: el olvido en la selección. No ha tenido opciones de ingresar en la lista del Mundial de Brasil.

Casillas nunca ha alzado la voz en público. «Era injusto. Ilógico. Tal vez yo tendría que haber respondido a Mourinho. Pero elegí por el bien del club y el silencio». Mourinho, en cambio, lo observaba de una manera bien distinto: «Casillas se afrontó a mí y de una manera que se le da mejor que a nadie: tapado», contestó el técnico en una entrevista al periódico Record en 2018.

Casillas ha pagado un alto valor. Ya no ha podido detener un descenso a los infiernos que ha durado cuatro años, hasta su salida entre lágrimas del Real Madrid.

Iker Casillas comunicó este jueves su retirada decisiva del fútbol a los 39 años. Iker Casillas es el mejor arquero de España de la historia. El ex arquero del Oporto y Real Madrid ha publicado: «Lo relevante es el sendero que recorres y la gente que te acompaña, no el destino al que te lleva, porque eso con trabajo y esfuerzo, llega solo y creo que puedo mencionar, sin dudar, que fue el sendero y el destino soñado».

Fuente: El Mundo

Sentiment score: NEUTRAL

Countries: South Africa, Austria

Cities: Vienna

La historia de esta noticia a partir de noticias previas:
>Iker Casillas, el arquero que ha salvado al fútbol de España en los días del pudor
>>>>>Iker Casillas anuncia su retirada del fútbol – August 04, 2020 (El Mundo)
>>>>>Los 10 grandes momentos por los que recordaremos a Iker Casillas – August 04, 2020 (El Mundo)

Entidades mas mencionadas en la noticia:

Id Entity Positive Negative Named-Entity Total occurrences Occurrences (appearances)
1 yo 0 0 NONE 19 me: 2, mí: 3, yo: 2, Yo: 1, (tacit) yo: 11
2 Casillas 55 109 PERSON 18 Casillas: 13, (tacit) él (referent: Casillas): 1, él (referent: Casillas): 1, (tacit) él/ella (referent: Casillas): 3
3 Iker Casillas 80 0 PERSON 11 lo (referent: Iker): 1, Iker_Casillas: 4, (tacit) él/ella (referent: Iker_Casillas): 2, Iker: 1, clavado Iker_Casillas: 1, (tacit) él/ella (referent: Iker): 1, Iker_Casillas (apposition: el mejor portero español de la historia): 1
4 Real Madrid 4 20 ORGANIZATION 8 El Real_Madrid: 2, (tacit) él/ella (referent: El Real_Madrid): 1, Real_Madrid: 1, (tacit) él/ella (referent: el Real_Madrid): 1, el Real_Madrid: 3
5 Mourinho 40 130 PERSON 7 Mourinho en_cambio: 1, (tacit) él/ella (referent: Mourinho): 1, Mourinho: 5
6 manera 160 60 NONE 4 un modo: 3, su manera: 1
7 gente 0 0 NONE 4 mucha gente: 2, la gente: 2
8 nosotros/nosotras 0 0 NONE 4 (tacit) nosotros/nosotras: 1, nos: 3
9 camino 100 0 NONE 3 el camino: 3
10 España 0 0 ORGANIZATION 3 España: 3